Sitio señalado para expresar la voz de los Señores Antiguos, cuya sede se encuentra en Arica-Chile.

martes, 12 de enero de 2016

Penumbra p. V

Arica – Chile                                                                                                                                                              20/10/13

A veces un servidor extravía el norte, expresando sendas hacia ningún lugar. Tanto se extravía en la materialidad que olvida lo sagrado que yace en todo. Expresa lo que no es prioritario, y se adhiere a movimientos que no tienen nada de verdaderos. Se vuelve acérrimo divulgador de medias verdades, que ni siquiera son demostrables o viables.

Sigue a uno que otro Maestro, anhelando su ascensión. No obstante, el Maestro verdadero yace en su interior. Maestro que surgió en el amanecer de los Tiempos.

Se pierde leyendo libros sobre autoayuda, ascensión, sanación y más. Mas lo único que consigue es aumentar las arcas de tal o cual escritor. La autoayuda yace en su interior, y al expresarla lo demás viene por añadidura.

Se inscribe en cursos, seminarios y proyectos, para obtener un título, un reconocimiento o una mención. Sin embargo, ningún registro avala la adquisición de la Sabiduría; y la verdadera no se explica y señala entre cuatro paredes. La Sabiduría no se tasa ni se vende. La Sabiduría subsiste por sí sola.

Los títulos, los nombres y el linaje se olvidan al abandonar esta Tierra. Nada queda y todo se olvida en el Amanecer de otro 21:1.

Otros pretenden rescatar la Sabiduría Antigua. Se hacen seguidores de uno que otro Dogma, para calmar su insaciable sed espiritual.

– Sí, has acertado, amiga. Esta piedra elevará mis vibraciones. También llevaré otras. Una para la pereza, otra para la felicidad y otra por si acaso.

– Te lo aseguro, hermano. La ayahuasca es el sendero de la Verdad. Podrás trascender esta limitada existencia. Te lo recomiendo, y la sesión está a mitad de precio.

– Sí, seguí tu recomendación. Me vi el tarot, el horóscopo tibetano y el I Ching. También consulté un sanador, un sicólogo y un médium, y he llegado a la conclusión que no sé nada de mí.

– ¿Por qué abandoné a mi marido? Porque me atrasaba evolutivamente. Sólo yo importo. ¿Preguntas por mis hijos? Ya son grandes. Sabrán cuidarse bien.

La ironía se desliza aquí. Sin embargo, ¿no es irónico que busquéis algo que siempre ha estado en vosotros?

Un servidor no sigue tal o cual moda o Creencia. Un servidor expresa sólo lo que su alma presiente, que es anhelo y reflejo de la Seidad.

Desnudo, no atrapado por sus egos, libre de prejuicios, no atado a nada pero unido a todo, un servidor expresa lo que su alma anhela. Voluntad que es voz de la Seidad, y que se refleja en vosotros y en la Tierra.

No es seguir un sendero, sino todos. No es atarse, sino liberarse. No es ser incrédulo, sino verdadero. No es aislarse de todo, sino ver la Totalidad en el Todo.

Un día os dejaremos, porque así está escrito. Seguiréis vuestro propio sendero. Sin embargo, no será antes ni después sino en el justo momento.

Las que son del Alicanto proseguirán con lo encomendado. Su misión concluirá el venidero año. Se evaluará su desempeño, también sus anhelos y extravíos. Veremos sí son servidoras verdaderas o jóvenes que sólo anhelan.

Febrero expresará un Alma, y quizá sea el principio de un final.

Los que ya no son Ulises seguirán en soledad expresando los eventos. Otras personas los ayudarán en tal menester.

Uno se halla en Puerto Oscuro y los llevará por un mar de glifos. Otro se expresa en las tierras del Alicanto, y les dirá lo que existe en Melipilla. Si no acuden a ellos, su misión se olvidará.

Seguirán en soledad, y ya no entregaremos más claves. Volveremos el próximo año, si la misión en Maricunga termina sin contratiempos. Es un valor que es prioritario expresar.

Si se expresa lo verdadero quizá volvamos, quizá los olvidemos, quizá sea lo que tenga que ser. No obstante, siempre volvemos sea ahora o en otro tiempo.

Seguid, siempre seguid porque es la travesía la que os mantiene vivos.

Sin más deciros, J 25 A.


No hay comentarios: