Sitio señalado para expresar la voz de los Señores Antiguos, cuya sede se encuentra en Arica-Chile.

sábado, 19 de enero de 2013

De Otras Almas p. IX

Arica – Chile                                                                                                                                                             03/01/13

Aquella Alma que será evidente más allá de Copaquilla, otros valores expresará en las tierras que han sido, son y serán.

La verdad de la Cuarta Alma ahora se revela extensa, para que os afanéis en su expresión sistémica.

Vuestra levedad, vuestras tierras torcidas, vuestras vidas gastadas son trazadas por vastos Señores que son de aquí y también de más allá.

Aquellos Señores serán evidentes, según las verdades, axis y Sistemas que expresen.

Cada Señor es verdad y Sentencia de un axis. Sin embargo, también puede trazar otras verdades y Sentencias si así lo exige el Servicio.

Un Señor que es de un valor determinado, puede expresar otro valor si así su axis lo determina.

En vuestra Tierra existen varios axis que se señalan de Cuarta Alma. Y a través aquellos senderos, Señores de otros sistemas y existencias vuestra verdad pueden surcar.

Quizá un Señor que es Alma de un fulgor moribundo vuestra levedad surque, expresando otros valores y verdades en vuestro sistema.

Y una voz, un credo y una brisa trazaron una verdad, lejos de aquella difusa luz que se olvida.

Y aquellas tierras que se olvidaron, ahora se recuerdan. Y la vida volverá a surgir, y la verdad será raíz de un venidero principio.

Existen otros Señores que otras variables quieren insertan en vuestra tierra. Señores con otros anhelos. Anhelos de trazar otra verdad, escribir otra historia y olvidar vuestra leyenda.

Señores que quieren expropiar esta relatividad para ser más verdaderos. Señores que pretender ser verdad y simiente de otra existencia. Señores que detestan el valor que a vosotros define. Señores que el 21:1 y el 12 + 1 le es extraño.

Desde sus axis torcidos, aquellos Señores trazan senderos, planes y estratagemas, esperando que los ciclos sean los señalados.

Volverán, y así la verdad que quieran expresarán.

Sin embargo, a través de los axis, a través de las Almas, a través de vosotros, aquellos Señores se olvidarán.

La Voz de la Tierra, las Almas y Sentencias de la Tierra y vosotros, tal Verdad extensa, a aquellos Señores limitarán. Y ya no habrá sitio para ellos en vuestra existencia.

Así la Cuarta Alma trazará su verdad en un venidero ciclo. Será Voz de la Tierra, Adarga de los Señores, Sentencia de aquellos que vienen de lejos y Sostén de vuestra raza.

La Cuarta Alma define aquel valor, y algo más. Y en venideros escritos más se sabrá de su voz y verdad.

Lo venidero se redacta en febrero. Y el Teseracto se despliega en tres senderos. Senderos que este año serán evidentes. Sin embargo, vosotros surcaréis uno de ellos.

Surcaréis un sendero, mas no olvidaréis los demás. Surcaréis una ruta, y algo extraviaréis. Surcaréis una senda, y vuestra alma será más verdadera.

Aquellos senderos serán evidentes el próximo mes. Elegid cuál senda surcaréis, y cuáles también trazaréis.

No existe un solo sentido, una sola verdad, un solo valor de Tiempo. Y aquello que se trazó en los ayeres será evidente. Y aquello que se trazará en lo venidero, también será ayer. ¿Y si los ayeres son valores, y si los valores definen a los ayeres? Así las sendas torcidas se destuercen, y lo que era un paradoja ya no lo es.

Analizad y meditad profundamente nuestras palabras. Si os extraviáis, vuestras almas quedarán sumidas en un 2013 eterno. Y quizá de aquel evento no regreséis.

Ecuador y Bolivia y Chile definen las sendas. Y serán evidentes en febrero.

Algo se verá y algo se trazará en el difuso firmamento. Es una luz errante que a vosotros deslumbrará. Será un valor de expansión, y quizá de olvido. Será evidente, y un evento más que expresaréis en la vastas tierras.

Quizá aliente a la Cuarta Alma. Quizá se sumerja en el olvido. Quizá sea semilla para otro 21:1. Sin embargo, jamás expresará a Joel 2:32.

Algunos lo llamarán el Fulgor de Primavera y otros, la Luz del 21:1. Sin embargo, es otro Señor que regresa, se recuerda y se olvida.

Y finaliza un ciclo en aquel solitario y gastado desierto que las brumas ocultan, y el S 6 terminará lo que se señaló.

Sin más deciros, J 25 A.


No hay comentarios: